shadow

Embajadora Nikki R. Haley
Representante Permanente de los Estados Unidos ante las Naciones Unidas
Discurso ante el Consejo de Derechos Humanos
6 de Junio de 2017

Buenas tardes. Presidente Maza, muchas gracias por permitirme participar de esta sesión. Antes de empezar, nos gustaría extender nuestras condolencias a nuestros hermanos y hermanas en Londres por las tragedias que experimentaron durante el último mes. Los Estados Unidos se mantiene firme junto a sus amigos en la lucha contra estos actos de cobardía que continúan llevándose a cabo. Estoy agradecida por la oportunidad de hablar frente a este organismo sobre un tema que consideramos muy importante – sobre los Derechos Humanos.

Como saben, Estados Unidos está evaluando cuidadosamente a este Consejo y nuestra participación en el mismo. Vemos que algunos áreas requieren un importante fortalecimiento, y más tarde hoy estaré hablando en el Geneva Graduate Institute y proponiendo ideas para hacer que el Consejo de Derechos Humanos sea mas efectivo, más responsable y más receptivo.

Esta mañana, sin embargo, quiero remarcar nuestra fuerte convicción sobre la protección y la promoción de los derechos humanos. Adicionalmente me gustaría resaltar que el respeto por los derechos humanos está profundamente entrelazado con la paz y la seguridad, y que las violaciones y abusos a los derechos humanos usualmente sirven como detonantes para la inestabilidad y el conflicto.

Mientras este órgano está dedicado a los derechos humanos, todos los organismos de la ONU, incluyendo al Consejo de Seguridad, deberían estar trabajando para tratar las violaciones y abusos a los derechos humanos como parte de su labor.

En esta sesión del Consejo, es crucial que se adopten las resoluciones más fuertes posibles sobre la situación crítica de los derechos humanos en Siria, en la República Democrática del Congo, Eritrea, Bielorrusia y Ucrania, y que se establezca un seguimiento para prevenir futuros abusos a los derechos humanos en esos países.

Las resoluciones del Consejo de Derechos Humanos puede darle esperanzas a las personas que están peleando por la justicia, la democracia y los derechos humanos, y pueden sentar las bases para la rendición de cuentas.

Exhorto a todos los miembros a que apoyen la participación de la sociedad civil en el Consejo de Derechos Humanos sin represalias. Los Estados Unidos seguirá declarando su apoyo a la participación de la sociedad civil.

La sociedad civil también ha ayudado a avanzar hacia la igualdad de derechos para las mujeres, un tema importante de esta sesión. Basada en mi experiencia personal, yo sé que cuando las mujeres pueden hacerse escuchar en los más altos cargos de los negocios y del gobierno, todos se benefician y prosperan.

No hay lugar para el relativismo cultural. El Consejo de Derechos Humanos debe adoptar resoluciones fuertes que condenen la violencia y la discriminación contra las mujeres y debe implementar acciones decisivas para eliminar el tráfico (de mujeres).

Estoy orgullosa de que Estados Unidos sea anfitrión de un evento sobre el rápido deterioro de la situación de los derechos humanos en Venezuela el día de hoy. Voy a estar allí – y espero que estén ahí conmigo – para escuchar de primera mano sobre las graves violaciones a los derechos humanos allí.

El Consejo debe atender este asunto. Si Venezuela no puede, debería renunciar voluntariamente a su banca en el Consejo de Derechos Humanos hasta que pueda poner las cosas en orden en casa. Ser un miembro de este Consejo es un privilegio, y no se le debería permitir una banca a ningún país que viole los derechos humanos.

Por último, es difícil aceptar que este Consejo nunca haya considerado una resolución sobre Venezuela, y aún así haya adoptado cinco resoluciones tendenciosas en Marzo contra un solo país, Israel. Es esencial que el Consejo se ocupe de sesgo crónico contra Israel si espera tener algo de credibilidad.

Gracias de nuevo, y espero verlos a la mayor cantidad posible esta tarde en el Graduate Institute.

 

Author

Ezequiel

Related Posts